Más artículos

Cayeron 26,5% las escrituras de inmuebles en agosto en provincia de Buenos Aires

Cayeron 26,5% las escrituras de inmuebles en agosto en provincia de Buenos Aires
El Colegio de Escribanos detalló que, comparando agosto de 2020 con el mismo mes del 2019, hubo una caída pero se registró un alza con respecto a julio
Por iProfesional
29.09.2020 13.29hs Economía

El total de compraventas de inmuebles realizadas en agosto pasado en la provincia de Buenos Aires, en el marco de la pandemia de coronavirus, fue de 5.444, lo que representó una caída interanual del 26,5%, ya que en el mismo mes de 2019 se habían contabilizado 7.407 escrituras, según el Colegio de Escribanos bonaerense.

En un comunicado, la entidad precisó que los montos totales mostraron una variación negativa del 2,8 % respecto de agosto de 2019 ($ 17.256.945.616 en 2020 y $ 17.745.468.199 en 2019).

En tanto, el valor del acto de compraventa promedio evidenció un alza interanual del 32,3 % ($ 3.169.902 en agosto de 2020 y $ 2.395.770 en agosto de 2019).

No obstante, respecto del mes anterior se registró un incremento del 27,8 % ya que en julio se habían realizado 4.260 escrituras, y los montos se incrementaron 36,7 % en igual período ($ 12.626.231.131 había sido el total de julio).

En cuanto a la cantidad de hipotecas, en agosto se registraron 201, lo que representó una disminución del 72,1 % respecto del mismo mes del año pasado (721 hipotecas), con una disminución en los montos totales del 58,9 % ($ 2.910.645.185 en agosto de 2020 y $ 7.086.379.710 en agosto de 2019).

En la variación de hipotecas mes a mes, se advirtió un incremento del 6,3 % respecto de los números de julio pasado, período en el que se habían registrado 189.

Los montos disminuyeron 16,1 % en dicho lapso ($ 3.468.211.146 en el pasado mes de julio).

saf
El valor del acto de compraventa promedio evidenció un alza interanual del 32,3 %

En la Ciudad

La cantidad total de las escrituras en la Ciudad de Buenos Aires registró en agosto una fuerte caída del 45,9% contra igual período de 2019 y la situación podría agravarse en los meses siguientes por las nuevas medidas cambiarias.

Sin embargo, respecto de julio pasado, tuvieron un aumento de casi 180%, según el informe mensual del Colegio de Escribanos porteño.

Con el resultado de agosto, y en medio de la pandemia, el mercado inmobiliario en la Ciudad acumuló un período de 27 meses consecutivos de caídas en las mediciones interanuales.

La estadística refleja la crítica situación que está atravesando el mercado inmobiliario con una virtual parálisis en las ventas.

El mejor mes en el marco de un derrumbe histórico

Según el informe, en el octavo mes del año, se formalizaron 1.604 documentos escriturarios, por un total de 13.360 millones de pesos, que significó una caída del 41,2%.

"Agosto fue el mes de mayor actividad del año, pero de un 2020 muy especial. Si lo miramos en perspectiva, son 27 meses de caída interanual de forma consecutiva y 8 meses que evidencian un descenso de más del 60% sobre el 2019, que ya había sido el peor registro que teníamos", sostuvo el presidente del Colegio, Carlos Ignacio Allende.

Las escrituraciones de 2020, muy por debajo de los números del año pasado.
Las escrituraciones de 2020, muy por debajo de los números del año pasado.

Advirtió que "los nuevos esquemas cambiarios generarán quizá un poco más de enfriamiento, pero entendemos que prácticamente ya era complejo acceder a los dólares desde antes de la medida".

De acuerdo con el relevamiento, el monto medio de los actos fue de 8.329.273 pesos (107.557 dólares de acuerdo al tipo de cambio oficial promedio): subió 8,6% en un año en pesos, mientras que en moneda estadounidense bajó 23,4%.

En agosto hubo 91 escrituras formalizadas con hipoteca bancaria, por lo que la caída en ese sentido es del 71,9% y los primeros 8 meses acumulan una baja de escrituras con crédito del 64,1%.

En los actos totales, los 8 meses llevan una baja del 61%, consideró el informe del Colegio de Escribanos.

Qué pasa con los precios de las propiedades

La reapertura de las inmobiliarias a partir de la flexibilización de la cuarentena vino marcada por una serie de movimientos impensados en la previa a la pandemia. El más contundente refiere a la caída de los valores de las propiedades y la multiplicación de contraofertas agresivas que, en algunos casos, han dado como resultado operaciones cerradas con rebajas de hasta el 30 por ciento.

Pero esta etapa no sólo se encuentra marcada por estas negociaciones, sino que la irrupción de variables como la nueva "Ley de Alquileres", la permanencia de los números negativos en términos sanitarios, y la inminente reactivación de los proyectos inmobiliarios a medio terminar, anticipan nuevos cambios.

En lo que hace al primer ítem, distintos analistas y actores de la comercialización consultados por iProfesional coincidieron en que la promulgación de la norma encendió la preocupación y el malestar entre los propietarios, quienes en muchos de los casos optaron por retirar los inmuebles del mercado para ponerlos directamente a la venta.

Esto, en un contexto en el que la rentabilidad es una de las más bajas en décadas, comenzó a engrosar el stock de unidades, lo que en definitiva no hizo más que desalentar cualquier suba de precios en el ladrillo.

El combo, anticipan, derivará en negociaciones con precios cada vez más por el piso. "El stock no para de incrementarse. Hoy tenemos una sobreoferta de inmuebles que tira las cotizaciones a la baja. Y todo indica que la tendencia será el declive porque la vuelta de la construcción traerá como consecuencia el ingreso de unidades nuevas de aquí a fin de año", dijo a iProfesional Roberto Vivaldo, titular de Century 21 Argentina.

"Este sobrestock se ve reforzado en estas semanas con los inmuebles que salieron a la venta a partir de la 'Ley de Alquileres'. Muchos propietarios decidieron sacar las unidades de esa propuesta porque sienten cierta indefensión a partir del marco. Tenemos clientes de muchos años en la instancia de los alquileres que ahora decidieron poner a la venta el inmueble. También, empresarios que deciden desprenderse de propiedades por el contexto de crisis económica", añadió.

En el ámbito de las inmobiliarias anticipan que la vuelta de la construcción generará un incremento del sobrestock

Demanda que cambia a otros barrios

A la par de este escenario de precios, entre los comercializadores también hay sintonía en cuanto al tipo de vivienda que más se solicita en estos tiempos de pandemia.

Mayores dimensiones en los interiores, cercanía con espacios verdes o disponibilidad de patios con jardín, espacios abiertos de gran amplitud, son algunos de los aspectos que concentran el interés de quienes buscan inmuebles en este presente de Covid-19.

Este cambio en la predilección también alcanza a los barrios, con fuerte incremento de consultas en lo que hace a zonas alejadas de las grandes concentraciones de edificios.

Diego Migliorisi, socio gerente de la inmobiliaria del mismo nombre, comentó a iProfesional que "el 'efecto cuarentena' derivó en la demanda de unidades con terraza, balcón terraza y espacios verdes".

Temas relacionados
Economía en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído